Primer Tratado Sobre La Magia de Odessyn McNestmon

Lord Odessyn McNestmont Prime Minister of the Duchy of Myland

En el duodécimo día del noveno mes del año mil dosicentos treinta y cinco después de la Fundación de Rikka y el año novecientos noventa y seis después de la coronación del primer emperador de Thyatis le escribo a ustedes,

Estimados colegas,

Muy pocos mundanos podrán entender los eventos que han sucedido, menos estar listos para lo que nos espera.
Lo que para muchos mundanos ha sido una fenomenal lluvia de estrellas, la más hermosa que han visto en su vida… ¡Que equivocados están! El evento cósmico de los pasados meses, al cual llamo, “La lluvía de estrellas negras”, es en realidad la calamidad más grande acontecida en nuestro mundo de Étira.
Muchos no concocen la verdadera amenaza bajo la cual estuvieron nuestras vidas y es importante que la entiendan para que puedan asimilar los efectos totales de este evento.
Circundando nuestro mundo se encuentran varios cuerpos celestes entre ellos nuestro hermoso satélite nocturno conocido románticamente como Nularia. Para el conocimiento de todos existe otro cuerpo celeste completamente escondido del ojo humano y de la persepción de la mágia. Este segundo satélite está compuesto completamente de materia obscura que absorve la luz y la mágia que la circunda o simplemente se aproxime a su peligrosa cercanía. A este satélite le conocemos como Darkmoon.
He calculado las dimensiones, rotación y traslado de la orbita de Darkmoon y otras cualidades científicas en mis notas de los tratados astronómicos del Maestro Atrey…. ¡Ah! El Maestro Atrey, una gran mente, una gran perdida para el mundo de la mágia… Estos próximos cien años no serán igual sin él, para no mencionar que serán mucho más dificiles…
Bueno, continuemos, Darkmoon fue golepado y desviado de su órbita por otro cuerpo celeste, observado en nuestros cielos en los primeros meses del año presente año. Este tercer cuerpo celeste, un cometa o estrella rebelde, se dirigía en peligrosa ruta hacia nuestro mundo. El cometa fué nombrado Deimos por nuestro Maestro Atrey ya que fué gracias a sus calculaciones astronómicas que el mismo fué descubierto a tiempo para que un contingente de grandes magos (incluyéndo a este humilde servidor) se dedicaran a intentar detener la inminente colisión.
Para nuestro horror tanto el cometa como el satélite estaban compuestos de la misma materia obscura la cual tiene la capacidad de absorber y negar la mágia. Si, me refiero a las fuerzas mágicas, que dominan nuestro mundo. Hechiceros, cléricos, druidas, dragones y demás criaturas mágicas, artefactos mágicos, construcciones, espadas inteligentes, armaduras, bosques hechizados, en fin todo lo hermoso y puro de nuestro mundo se encontró al borde de ser destruído por esta fuerza anti-magia.
Esta catástrofe fué detenida a tiempo utilizando el artefacto mágico más poderoso de todo el mundo la Legendaria Dragonmight Tower en la ciudad perdida de Dragonkind.
Para muchos fue solo una hermosa lluvia de estrellas, en realidad pequeños fragmentos del cometa o el satélite Darkmoon que calleron durante varias semanas a la superficie de nuestro mundo. Pero en realidad es el mismo evento que definirá nuestro futuro y por el cual escribo este tratado.
Como parte activa de este evento en el cual siete de los más poderosos hechiceros del mundo conocido han sacrificado su existencia puedo presentar mis teorías sobre las consecuencias del mismo.
Los meteoros de Darkstone que calleron exporádicamente sobre Étira han creado efectos secundarios que ya mis exploraciones y experimentos han descubierto zonas donde la magia no funcona o funciona con restricciones y hasta zonas donde la magia es absorbida dejando a los hechiceros vacios de ella. Tribus de barbaros con flechas que tienen puntas de flecha hechas de darkstone atravesando las defensas mágicas de un poderoso hechicero. Criaturas con inexperadas habilidades anti-mágicas por haberse tragado una de estas piedras y otros efectos igualmente de extraños. Continuaré recolectando y documentando estos eventos para correlacionarlos.
Estimo que con la introducción de este mineral en esas cantidades a nuestro ecosistema nos afecta en un futuro cercano y a mediano plazo.
Es posible que para adaptarse el mundo cambien en las siguientes cosas:
La magia tendrá que diversificarse y simplificarse con mayor número de conjuros especialmente en los niveles bajos de mágia, más fáciles de aprender para un mayor número de personas de forma que se compense por la antimagia y la resistencia a la magia que viene. Esto traerá también la diversificación de las profesiones que tendrán acceso a la mágia lo cual sucederá en tambien con menos esfuerzo a los niveles bajos debido a la facilidad de estos conjuros en ser aprendidos.
Los artefactos mágicos serán más escasos. Aquellos que no hayan sido afectados para este momento se verán afectados en el futuro por la falta de mágia para recargarlos o por que sus dueños intenten utilizarlos en zonas de peligro.
Las criaturas que son inherentemente mágica serán de las más afectadas, adaptándose posiblemente con nuevas habilidades mientras otras criaturas desaparecerán por completo de la faz del planeta.
Nuevas amenazas serán encontradas en los próximos años que ni yo mismo puedo predecir y calcular. Imagino desde criaturas milenarias dormidas o aprisionadas por poderosos conjuros escapando a sus ataduras mágicas. También imagino poderosas criaturas mágicas quedándo latentes o extinguidas por completo.
Me pregunto que será de los Seis Caballeros de Colores, de los dragones y de las Doce Espadas del Poder en este momento… Trataré de resolver estas dudas y documentar mis hallazgos en futuros tratados de mágia…
Solo espero que podamos adaptarnos a los cambios que nos esperan a tiempo…

Primer Tratado Sobre La Magia de Odessyn McNestmon

D&D 3.0: Tales from Mystara Galero